18 jul. 2009

TIC y emergencia sanitaria

Desde hace diez o quince años asistimos a varios debates en torno a las incorporación y aplicación de las TIC en la educación. En ocasiones se sitúa a las instituciones educativas en una posición desfavorable frente a una virtual competencia con la TV e Internet. Pareciera ser necesario marcar un contrapunto entre tecnología y educación.

“Me da miedo la computadora” [Frase escuchada en una escuela]

La presencia de la tecnología es un hecho desde hace años en múltiples aspectos de la vida, y a pesar de ello en el ámbito educativo, a veces son cuestionadas o incluso ignoradas. Claro que también hay muy buenas experiencias, con usos creativos, que no solamente están circunscriptos a la enseñanza del paquete Office –sin negar su importancia-, pero en general, “la mayoría de los usos escolares de la tecnología son estrechos, poco imaginativos, e instrumentales.”

Hoy, de alguna manera, los alumnos suelen vivir entre dos mundos: el de la escuela tradicional, y el mundo fuera de ella, con cada vez mayor acceso a los medios. No se trata solo de las herramientas que se construyen a través de la tecnología de la información y comunicación, se trata de una cultura, que “hace de la virtualidad nuestra realidad” (David Buckingham).
Una de las mayores críticas en este sentido, es que la escuela no acompaña los cambios que se generan desde esta nueva sociedad. Se suele decir que “tenemos escuelas del siglo XVIII, con docentes del siglo XX y alumnos del siglo XXI”.

Crisis y oportunidad. Experiencias.

¿Qué hacer con las escuelas cerradas durante un mes, declarada ya la emergencia sanitaria? A pesar de las diferencias socioeconómicas en las que se encuentran los chicos de las escuelas en Buenos Aires hoy –mientras unos irán cada día a retirar su vianda del comedor de la escuela, otros tienen la posibilidad de navegar desde la Pc de su casa-, los recursos educativos online han cobrado más relevancia que nunca y son los protagonistas excluyentes por estos días. Tal es así que el Ministerio de Educación, a través de Educ.ar, lanzó el sitio Aprender en Casa, donde se puede recurrir a diversos contenidos como solución para continuar con el desarrollo de los aprendizajes. Asimismo otros sitios se sumaron a la propuesta, como la Fundación Leer o Educared.

Google Groups

En una escuela tras diversos debates entre directivos y docentes, se decidió que se haría uso de los Grupos de Google.
Para algunos docentes significó afrontar el desafío –y los miedos- de ingresar en un mundo, lleno de dudas. “¿Podré?” “¡Mis alumnos manejan mucho mejor que yo la computadora!”.
Lo cierto es que todos los maestros abrieron un Grupo de trabajo en Google.
Si bien la interfaz gráfica es menos amigable para los más chicos que un blog, las ventajas que ofrece son muchas. Permite centralizar todos los mensajes que envíen los usuarios desde su casilla de e-mail –de cualquier servidor-, e incluso abrir páginas con distintas secciones según cada materia.
Al cabo de una semana los docentes consultados expresaban su satisfacción por los resultados obtenidos.
No esperaba que los chicos fueran a escribir y participar tanto” comenta una maestra de primer grado y continúa: “si bien al ser tan chicos dependen de las familias han logrado cosas interesantes. Dos nenas se grabaron (una leyendo una tarea y otra cantando) y lo subieron para compartirlo”. También las maestras hacen referencia a que el tipo de escritura que se da, cobra real sentido para los chicos, ya que hay un interlocutor real -docentes y compañeros.
También los padres manifestaron su interés expresando que sus hijos “están muy enganchados con la propuesta” y algunos se animaron a hacer sugerencias sobre actividades, links para visitar con programas educativos, juegos de matemática, y hasta documentales.
Lo más importante es que para muchos esto significa un cambio de actitud ante las ventajas que ofrece las TIC en la escuela.
Una docente comenta que “estuve pensando en la idea de extenderlo y mantenerlo en durante el año, generando distintas propuesta", y otro maestro está armando una Wiki con sus alumnos.

Repitan conmigo:

“La tecnología hace crecer al aprendizaje.”
“La tecnología puede aumentar la alegría en el aprendizaje.”


NOTA: Es importante destacar que más allá de las críticas que se puedan hacer de este uso circunscrito a este momento particular, y que está sujeto a la continuación de aprendizajes –no se abordan nuevos contenidos-, con un material algo improvisado desde la escuela o el ministerio –con pocas propuestas interactivas verdaderamente-, y a pesar de todo, como comenta Ana Rossaro en su blog Educación2.0, era difícil pensar en este tipo de acciones solo unos pocos años atrás.


“El desafío que tenemos es ver como el mundo virtual hace crecer al físico, no se trata de que lo reemplace sino que lo ayude a crecerJohn Seely Brown

No podemos saber que pasará con los docentes involucrados en este tipo de propuestas. Algunos habrán descubierto un sinnúmero de posibilidades en las herramientas disponibles para aplicar en la educación y continuarán investigando y formándose para llevar a cabo propuestas innovadoras en este aspecto. Para otros quedará esta experiencia circunscripta a la situación de emergencia que la motivó.
Sin embargo es evidente que ha sido una experiencia significativa para todos. Humberto Eco escribió hace algún tiempo “Si usted quiere usar la televisión para enseñar a alguien, debe enseñarle primero cómo usar la televisión.” Es decir, que uno de los desafíos por delante será crear mayor conciencia en los docentes de modo tal que podamos educar a los alumnos en competencias que les permitan comprender y criticar los medios -como internet.
Sino seguiremos naufragando, creyendo que podemos navegar.

Ver documento completo 
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

notas anteriores >